Posted by Quiero Agua | Novedades
Comparte con tus amigos

Su procedencia puede ser distinta: del grifo o de un manantial. En el primer caso, hablamos de agua sana, hasta el punto de que en muchas ciudades de España es de gran calidad. No obstante, desde el Instituto de Investigación de Agua y Salud señalan que, aunque algunas aguas del grifo son muy buenas, nunca garantizan una composición constante de iones que sí aporta el agua mineral natural.

 

Agua del grifo o agua mineral natural

El agua del grifo tiene unas condiciones adecuadas de salubridad que la hacen óptima para cocinar, para el aseo o para regar. Esto se debe a que es desinfectada con diferentes sustancias.

Por tanto, es apta para el consumo. Sin embargo, la pureza en origen del agua mineral natural, la ausencia de un tratamiento químico y su rica composición en minerales hacen de esta un elemento que va más allá de la mera hidratación, sino que es también una sustancia con nutrientes.

La pureza en origen se la confiere su envase a pie de manantial con condiciones de extrema asepsia. El agua mineral es el resultado de un proceso natural que comienza cuando el agua de lluvia o de nieve se va filtrando lentamente en las rocas de una montaña.

En este punto, empieza un largo viaje subterráneo en el que el agua va adquiriendo los minerales, que le aportarán su singularidad y carácter único. El destino final de este viaje: el acuífero situado en la profundidad de la tierra.

Una vez en el subsuelo, este agua pura y enriquecida con sus minerales característicos, permanecerá protegida de cualquier contaminación. Por este motivo no requiere ningún tratamiento químico ni bacteriológico, dado que está libre del riesgo de contaminación, de acuerdo con esta organización.

 

Claves del agua osmotizada

Hay otra forma de tratar el agua, a través de la ósmosis inversa. En este caso, se aplican una serie de filtros para conseguir eliminar cualquier sustancia que pueda presentar. Estos son capaces de atrapar cualquier mínima partícula sólida que pueda estar en el agua del grifo que vamos a tomar.

Una de la ventaja que destacan los expertos es que, al filtrarse, es un agua sin sabores ni olores. También es una buena opción para aquellas zonas donde el agua del grifo tiene un alto contenido en minerales o presenta excesivas impurezas, como restos de metales pesados.

Decidas cual  sea, es importante resaltar que los expertos científicos recomiendan llevar siempre a mano una botella de agua que nos permita reponer la cantidad de líquido necesario, en cualquier momento y lugar, ya sea del grifo o de cualquier tipo de agua envasada.

Si quieres probar la nuestra que es, mineral natural de manantial, pídela a través del 695929841

Responses are currently closed, but you can trackback from your own site.


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies